Notimex
La agencia estadunidense antidrogas (DEA) desarticuló a un grupo de 17 narcotraficantes acusados de introducir a Estados Unidos unos 30 kilogramos de cocaína y heroína al mes, informaron hoy fuentes oficiales.
La organización estaba basada en Burien, en el estado de Washington, y tenía vínculos directos con el área de Sinaloa, directamente responsable de abastecer de drogas a este grupo en Estados Unidos', señaló el director regional de la DEA, Arnold Moorin.

'Se trata de una organización grande, bien establecida, que distribuía más de 30 kilogramos de cocaína en el área de Seattle cada mes', agregó el funcionario.

La captura de los narcotraficantes, realizada en Seattle, se produjo como parte del operativo denominado 'tigre rosa', debido a que el grupo distribuía las drogas envueltas en papel celofán de color rosa desde un restaurante de comida mexicana en el condado de King.

El funcionario de la DEA consideró que el grupo del narcotráfico tenía predilección por el color rosado, pues el restaurante propiedad de uno de los arrestados se llama 'Flamingo' y también tiene decoraciones y paredes rosadas.

Agentes de la DEA y de la oficina del alguacil de King decomisaron durante el operativo 16 kilogramos de cocaína, unos 500 gramos de heroína, tres armas de fuego, más de 240 mil dólares en efectivo y por lo menos ocho vehículos.

Las autoridades presentaron este mismo viernes cargos contra seis de los detenidos, quienes son acusados de conspiración, tráfico y distribución de cocaína y heroína.

Los principales acusados fueron identificados como Domingo Bailón Yáñez, Rigoberto Sabalsa Lozano, Carla Rodríguez Romero y Javier Gastélum Inzunza.