Universal
Respira Américo Tolo Gallego luego de conseguir su primera victoria en el torneo al frente del cuadro felino, que aprovechó el estado anímico de Tuzos por la hospitalización de su portero Miguel Calero
Monterrey, Nuevo León.- Tigres de la UANL despertó, anotó tres goles y venció 3-2 al campeón Pachuca, que pudo rescatar mínimo el empate, pero al final se vio afectado mentalmente por la salud de su arquero, el colombiano Miguel Calero, internado esta tarde por mareos.

En partido pendiente de la fecha cinco del Torneo Apertura 2007, disputado en el estadio Universitario, los goles del cuadro de la Universidad Autónoma de Nuevo León fueron marcados por el uruguayo Sebastián Abreu, a los tres minutos; Jesús Roberto Chávez, a los 34, y Javier Saavedra, a los 51.

Por el conjunto hidalguense anotaron Carlos Gerardo Rodríguez, al 28, tras un garrafal error del guardameta Cirilo Saucedo, y el paraguayo Julio César Manzur, a los 32. Los visitantes terminaron con diez elementos pues a los 83 minutos fue expulsado con tarjeta roja directa Paul Nicolás Aguilar, elemento que había ingresado de relevo.

Tigres y el argentino Américo Gallego ganaron su primer partido del torneo, para sumar cuatro unidades aunque siguen en el sótano del Grupo Tres, mientras "Tuzos" se quedó en 12 puntos todavía en la primera posición del sector Uno.