"The Way Back", que es como se llamará la película, se basa en la novela autobiográfica "The Long Walk: The True Story of a Trek to Freedom", de Slavomir Rawicz, un superviviente de la invasión alemana de Polonia al que capturaron los soviéticos y que logró escapar del Gulag y viajar hasta la India con otros reclusos.
Londres, Inglaterra.- El director australiano Peter Weir ha empezado a rodar su primer filme en seis años, una película que contará la fuga de un grupo de presos de distintas nacionalidades de un campo de concentración siberiano en 1940, anunciaron hoy los productores.

"The Way Back", que es como se llamará la película, se basa en la novela autobiográfica "The Long Walk: The True Story of a Trek to Freedom", de Slavomir Rawicz, un superviviente de la invasión alemana de Polonia al que capturaron los soviéticos y que logró escapar del Gulag y viajar hasta la India con otros reclusos.

El rodaje comenzó en Bulgaria y continuará en Marruecos y la India, según fuentes de la productora.

El filme tiene como protagonistas, entre otros, a los actores Jim Sturgess ("21", "Across the Universe"), Ed Harris ("The Hours"), Saoirse Roman ("Atonement") y Colin Farrell ("In Bruges").

Se trata de la primera película que dirige el australiano Peter Weir desde "Master and Commander", con Russell Crowe.

Weir ganó el premio del Australian Film Institute al mejor director y de paso fama internacional por su película épica "Gallipoli" (1981) sobre dos amigos -uno de ellos interpretado por Mel Gibson- que van a combatir en las trincheras de la Primera Guerra Mundial.

Volvió a trabajar con Gibson y con Sigourney Weaver en "The Year of Living Dangerously", una historia de amor con el telón de fondo del derrocamiento del régimen indonesio de Sukarno en 1965 en un golpe militar anticomunista impulsado por Estados Unidos.

La primera película que rodó en suelo norteamericano fue "Witness", con Harrison Ford en el papel principal, que documentaba un choque cultural visto desde la perspectiva de un policía herido de Filadelfia que se recuperaba de sus heridas en medio de una comunidad "amish" de Pensilvania.

Con su filme "Dead Poets Society", Weir ganó su segunda candidatura al oscar al mejor director - la primera fue por "Witness"-, así como una nominación a la mejor película y el premio francés "César" a la mejor película extranjera.

Otras películas de éxito por él dirigidas son "Green Card", comedia romántica con Gérard Depardieu y Andie MacDowell, "Fearless", con Jeff Bridges, y "The Truman Show", con Jim Carrey, sobre un hombre atrapado en un mundo artificial creado por la televisión.

Su última película antes de este nuevo rodaje fue "Master and Comander" (2003), una historia épica naval situada en la era de Napoleón que le supuso nueve nominaciones de Hollywood, incluida a la mejor película y al mejor director.