Notimex
Ciudad del Vaticano.- El cardenal Javier Lozano Barragán destacó hoy la solidaridad del pueblo mexicano para ayudar a los cientos de miles de damnificados de las inundaciones en el estado de Tabasco, en el sureste del país.
"Me tocó estar por allá y ver la manera tan solidaria de todo el pueblo mexicano para ayudar a los damnificados", señaló Lozano Barragán, presidente del Pontificio Consejo para la Pastoral de la Salud.

En entrevista con Notimex el cardenal mexicano resaltó el papel que ante el desastre natural jugó la Iglesia Católica, el gobierno y también la población en general.

'Se portó de una manera ejemplar tanto la ciudadanía como el gobierno de la República, desde el presidente (Felipe Calderón) mismo, se ha suscitado una solidaridad muy grande, tuve noticias de personas que se quedaron sin nada porque el agua destruye todo', indicó.

El impacto hace días de la tormenta tropical Noel en el Golfo de México provocó el desbordamiento del río Grijalva que inundó en un 80 por ciento la capital tabasqueña, Villahermosa, dejando unos 800 mil afectados.

El purpurado dijo desconocer las razones de la desgracia pero llamó a ayudar 'en todo lo que se pueda' a las personas que perdieron todas sus posesiones y, agregó, 'nosotros como buenos mexicanos debemos estar siempre en solidaridad'.

'La Iglesia local tomó muy en cuenta esto y ha estado allí para poner su granito de arena en la solución de tantas problemáticas, su papel es subsidiario', indicó.