El Universal
La sesión del pleno se reanudará este sábado a las 18:00 horas, tras abrir un receso de 30 horas; los legisladores deberán trabajar contrarreloj para decretar la distribución de más de tres billones de pesos
La sesión del pleno de la Cámara de Diputados duró menos de media hora, al abrirse un receso de 30 horas, en tanto los grupos parlamentarios disuelven desacuerdos que atoran la negociación del Presupuesto de Egresos 2010.

Al mediodía, los legisladores fueron citados para este sábado a las 18:00 horas, en espera de los dictámenes para debatir y votar en lo general y en lo particular la asignación de recursos, superiores a tres billones de pesos.

El vicecoordinador del PRI, Jorge Carlos Ramírez Marín, dijo que su partido negocia con los panistas y con la Secretaría de Hacienda, en una relación institucional.

Por su parte, Gerardo Fernández Noroña (PT), acusó que las bancadas del PRI y del PAN sacaron de San Lázaro la negociación del presupuesto y dejaron al margen al resto de los grupos parlamentarios.

El presidente de la Comisión de Hacienda, Alberto Becerra Pocoroba (PAN), quien es integrante de la Comisión de Presupuesto, señaló que se ha avanzado en la negociación del gasto y confió en que el pleno reciba a tiempo los dictámenes para votar el instrumento que complementa el paquete económico para 2010.

Sin embargo, grupos de legisladores tanto del PRI como del PAN, comisionados por sus fracciones para negociar los términos del reparto de recursos, comentaron que en esta revisión las partes se han sostenido con dureza en posiciones extremas: Los priístas por etiquetar recursos del gasto social o llanamente pasarlos a los gobiernos de los estados, al tiempo que los panistas se pertrechan en la voluntad de conservar íntegras las atribuciones del Ejecutivo federal de gestión de gobierno.

 El diputado Alberto Cano Vélez (PRI), de la Comisión de Presupuesto, dijo que la reasignación  de unos 81 mil millones de pesos, son los que están en la mesa de negociaciones, junto con las condiciones de operación de ese gasto.