Foto: Especial
Un grupo de documentalistas ha ido contra las reglas, salvando un grupo de pingüinos emperadores atrapados en un barranco destinados a una muerte certera

“Jamás interferir con la naturaleza”. Es uno de los fundamentos de la BBC y de su divulgador más celebre, Sir David Attenborough  que desde hace 60 años cuenta, con su inconfundible voz, programas con esplendidos documentales sobre fauna y flora desde cada ángulo del planeta.

Pero en este caso un grupo de documentalistas ha ido contra las reglas, salvando un grupo de pingüinos emperadores atrapados en un barranco destinados a una muerte certera.

 

 

“Hemos decidido intervenir pasivamente” declaró Witt Lawson, uno de los tres realizadores que ha pasado once meses en la Antártida para seguir estos animales.

Una vez excavada la pequeña rampa, se la hemos dejado a los pingüinos. Estábamos eufóricos cuando hemos visto que la estaban usando. Esta hazaña es parte de la nueva serie BBC Earth Dynasties, gran parte de los tele espectadores ha aprobado la decisión de los documentalistas.

Con información de la Tribuna de Treviso