Notimex
Los Tigres de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) empataron hoy a un gol contra Veracruz en el partido amistoso disputado en La Cueva de Zuazua rumbo al Torneo de Apertura 2009, el cual se tornó ríspido e incluso llegaron a los golpes
Monterrey.- Las anotaciones del encuentro, que se disputó bajo un intenso calor y a puerta cerrada para el público, fueron por conducto de Itamar Batista por Tigres y Aarón Padilla por el conjunto visitante.

El encuentro tuvo pocas llegadas de peligro en ambas porterías, pero en una jugada donde Lucas Lobos arribó al área del Veracruz, Ernesto Serrato levantó de más la pierna y le pegó al argentino con la suela del zapato.

Ello originó la molestia de Lobos, quien propinó una patada a Serrato cuando este ya le había dado la espalda, lo cual generó la bronca y el portero de los visitantes, Rogelio Rodríguez, salió en defensa de su compañero y lanzó puñetazos al elemento felino, quien respondió de la misma manera, por lo que ambos fueron expulsados.

Posterior a ello siguieron las acciones e Itamar Batista recibió una falta que protestó y tras levantarse le dio una patada al rival, de lo cual no se percató el silbante, continuaron las acciones y a final de cuentas terminaron con la igualada.

Una vez concluido el enfrentamiento, se dio otro partido entre los jóvenes y suplentes de ambos equipos, el cual terminó 2-0 a favor de Tigres con anotaciones de José Cabrera y Juan Pablo García.

El técnico Daniel Guzmán dijo que no terminó del todo satisfecho con el partido, además de que las condiciones climáticas sin duda mermaron el rendimiento de los jugadores de ambos equipos.

Sin embargo, declaró que rescatará lo positivo porque actualmente se encuentra en el análisis de cuál será el cuadro titular que jugará en el primer compromiso del Torneo de Apertura 2009.