Washington.- Mientras se proponían posibles recortes en ambas cámaras del Congreso, el Gobierno de George W. Bush siguió ayer promoviendo la aprobación de la Iniciativa Mérida.
El principal funcionario para Latinoamérica, Thomas Shannon, abogó ante un subcomité de Asuntos Extranjeros de la Cámara baja por la iniciativa presidencial de 500 millones de dólares para México y 50 millones para Centroamérica.

Ahora México podría recibir sólo menos de 300 millones, pero Centroamérica podría beneficiarse con 61.5 millones para equipo y entrenamiento de fuerzas para el combate del narcotráfico y la delincuencia, de acuerdo con el congresista Eliot Engel, quien dijo que el Comité de Asignaciones de Fondos de la Cámara baja reveló el miércoles estas cifras incluidas en la propuesta suplementaria de guerra.

Engel, presidente del Subcomité de Asuntos Extranjeros sobre el Hemisferio Occidental de la Cámara de Representantes, lamentó el recorte propuesto por el comité de asignaciones de su cámara. "Espero trabajar con los asignadores conjuntamente para aumentar este monto", apuntó.

Pero manifestó estar contento por el aumento propuesto para Centroamérica por este mismo comité.

"Para ser honesto, los 50 millones iniciales propuestos para Centroamérica eran realmente una gota en un balde, así que estoy satisfecho de que hayan ... decido aumentar esta cantidad", señaló Engel.