Notimex
La seguridad nacional de Estados Unidos está ligada al éxito del combate de México en contra de las organizaciones del narcotráfico, aseguraron hoy aquí tres altos funcionarios de la administración del presidente Barack Obama
El tema fue abordado en la Conferencia de Seguridad Fronteriza, que comenzó este lunes en el campus de la Universidad de Texas en El Paso.

`La amenaza de los cárteles a México es también una amenaza a Estados Unidos`, aseguro Alan Bersin, asistente del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) para Asuntos Internacionales y Fronterizos.

`Esta es una lucha que tenemos que ganar de manera conjunta`, aseguró por su parte el subsecretario a cargo de la Oficina de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos, John Morton.

`No es fácil, pero tenemos que asumir el reto`, indicó Morton, quien señaló que las autoridades mexicanas están comprometidas y que su nivel de entrega y valentía en el combate al narcotráfico `es admirable`, señalo Morton.

A su vez, R. Gil Kerlikoswske, director de la Oficina Nacional de Política para el Control de las Drogas, sostuvo que el narcotráfico es una amenaza global, que `requiere de una acercamiento balanceado en el que debemos apoyarnos unos a otros`.

Los tres funcionarios hablaron ante unas 700 personas que asisten a la Conferencia de Seguridad Fronteriza, en la que líderes de México y Estados Unidos discuten los retos de seguridad que enfrenta la región.

Bersin, Morton y Kerlikoswske destacaron el nivel de compromiso de México bajo la presidencia de Felipe Calderón para enfrentar a las organizaciones de narcotraficantes.

`Esta es la primera vez en la historia que México tiene un presidente que enfrenta realmente este mal`, dijo Bersin, y que `admite que el narcotráfico amenaza la seguridad nacional, que se tiene corrupción y que se tiene que enfrentar`.

Esto ha significado una `notable transformación en Estados Unidos`, agregó. `Nunca antes una administración estadunidense había dicho que somos también responsables de la mafia mexicana... Antes sólo había señalamientos, y había de este lado mucho ruido y pocas nueces`.

El responsable de la frontera sur estadunidense exhortó a aprovechar los actuales niveles de convergencia entre México y Estados Unidos, que han abierto `una oportunidad que no podemos perder`.

Morton sostuvo que `hay un cambio real` en la relación bilateral, que ha alcanzado un nivel de cooperación que `no tiene paralelo`.

`Por primera vez, las autoridades en ambos lados de la frontera están realizando investigaciones conjuntas que conducen a detenciones y procesos`, afirmó el director de la Oficina de Inmigración y Aduanas.

La conferencia continuará este martes con la participación de la secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, quien emitirá un discurso sobre la política de seguridad en la frontera, tras retornar de México, a donde acompañó al presidente Barack Obama.

La Conferencia de Seguridad Fronteriza se efectúa cada año desde 2004, organizada por la oficina del congresista demócrata Silvestre Reyes y la Universidad de Texas en El Paso, para crear un foro de discusión sobre los retos de seguridad que enfrenta la frontera.