Notimex
Analistas esperan que a pesar de la depreciación de la moneda nacional en el primer semestre del año, el peso podría tener un fuerte rebote a finales de 2009.
Ciudad de México.- El tipo de cambio permanecerá en un rango de 14.50 pesos por dólar durante los seis meses siguientes, aunque se espera un rebote fuerte del peso mexicano hacia finales del año, conforme mejore el apetito global de riesgo.

Bank of America Securities-Merrill Lynch (BAS-ML) advirtió que la recesión en Estados Unidos conducirá a un deterioro de la balanza de pagos de México, dado la reducida demanda de exportaciones y la menor entrada de remesas, lo que pesará en la paridad peso-dólar.

Apuntó que el Banco de México (Banxico) ha vendido 16.8 mil millones de dólares desde octubre del año pasado en un intento por contener la debilidad de la moneda mexicana, incluyendo 1.6 mil millones de dólares de manera directa este mes, pero el tipo de cambio continúa al alza.

Consideró que las reservas internacionales actualmente en 82.1 mil millones de dólares probablemente sean insuficientes para empujar a la paridad peso-dólar hacia arriba en medio de un renovado combate de la aversión al riesgo y el deterioro del sentimiento de los inversionistas.

La firma anticipó que el Banxico recortará nuevamente la tasa de interés interbancaria en 150 puntos base, lo que normalmente alentaría el apetito por los títulos locales en renta fija, pero la volatilidad cambiaria podría desalentar algunos flujos de capital.