Washington.- Estados Unidos tiene previsto ayudar a la reconstrucción de la Franja de Gaza, destrozada tras la ofensiva militar israelí, con 900 millones de dólares (703 millones de euros), según informa hoy el diario "The New York Times" en su edición digital.
Sin embargo, la ayuda no irá destinada al movimiento islamista Hamas, que gobierna la Franja, sino a organizaciones humanitarias independientes.

La suma será aprobada oficialmente en una conferencia internacional que tendrá lugar el 2 de marzo en la localidad balnearia egipcia de Sharm el Sheij. Según fuentes del Departamento de Estado, participará su titular, Hillary Clinton. Las ayudas deberán ser ratificadas además por el Congreso.

Israel inició el 27 de diciembre una amplia ofensiva militar contra Hamas en la Franja de Gaza, que se prolongó durante tres semanas y causó la muerte a unos 1.400 palestinos, la mayoría civiles.

El entonces presidente estadounidense, George W. Bush, aprobó ya durante la ofensiva el envío de ayuda humanitaria por valor de 85 millones de dólares (70 millones de euros). Israel puso fin a sus ataques poco antes de la investidura del nuevo presidente norteamericano, Barack Obama, el 20 de enero, y se retiró de la Franja.

Por otro lado, los grupos rivales palestinos Hamas y Al Fatah, del presidente Mahmud Abbas, se reunirán el jueves en El Cairo para iniciar su ronda de diálogo de reconciliación. No obstante, las recientes acusaciones de culpa mutuas apuntan a que las negociaciones serán difíciles.

El vicejefe del buró político de Hamas, Mussa Abu Maarsuk, dijo que en el primer encuentro el objetivo es "mejorar el clima". Una de las condiciones más importantes para el éxito del diálogo es la liberación, por ambas partes, de los presos del grupo rival. Hamas controla la Franja de Gaza, mientras que Al Fatah tiene el poder en Cisjordania.