Foto: Tomada de Internet
sinembargo.mx
La cifra de inmigrantes indocumentados que viven en Estados Unidos continúa en descenso.
Ciudad de México. En 2007, la cifra alcanzó su punto máximo con un total de 12 millones, según el último estudio del Centro de Investigaciones Pew, que ahora advierte de una tendencia a la baja que ha hecho historia.

El número de indocumentados en la actualidad, dice Pew, es de 11,100,000, es decir, 900,000 menos que en el pico alcanzado hace seis años.

La migración procedente de México, el país que aporta mayor número de indocumentados, ha bajado.

En 2010, un 58 por ciento de los inmigrantes sin estatus legal viviendo en Estados Unidos era de origen mexicano.

Para 2010, había un millón de inmigrantes indocumentados menores de 18 años. También 4.5 millones de niños, nacidos en Estados Unidos, cuyos padres eran indocumentados.

Según el estudio de Pew, alrededor de dos terceras partes de la inmigración indocumentada ha vivido en Estados Unidos por más de una década y casi la mitad de la comunidad, 46 por ciento, es padre de un menor.

La migración procedente de México declinó del 2007 en parte por el incremento de la vigilancia en la frontera y por los peligros crecientes que signica el tránsito hacia Estados Unidos.

Atrapado en la mentira


El Pew Institute es un centro de investigación sin filiación partidista que desarrolla investigaciones en temas y tendencias político sociales en la sociedad estadounidense. Provee, de forma gratuita, estadísticas acerca de importantes tópicos que afectaba la comunidad hispana en Estados Unidos.

Se hizo famoso en México cuando el pasado 24 de abril, el Presidente Felipe Calderón, ahora becario en la Universidad de Harvard, afirmó en Washington que por primera vez había una migración cero de mexicanos a Estados Unidos, "gracias a las oportunidades de empleo, así como a la cobertura en salud y en educación que hay en el país".

El mandatario mexicano mentía. Y Estados Unidos lo supo.

Apenas días antes, también en Washington, un estudio del Centro Pew Hispano había dado a conocer que la pausa en esa migración hacia el norte es resultado de factores diversos, incluida la crisis de la construcción en Estados Unidos, una mayor vigilancia en la frontera, el incremento de las deportaciones y la disminución de largo plazo en la tasa de natalidad en México.



"Cero migración", dijo Calderón en abril de 2012

El mandatario mexicano ofreció una conferencia en la Cámara Americana de Comercio, donde presumió los logros de su gobierno, como la creación de empleos, la construcción de hospitales, la inversión en infraestructura y en carreteras construidas.

Al término de su participación en la US Chamber of Commerce, media docena de personas gritaron consignas contra de su gobierno.

Según las cifras del Censo del Centro Pew Hispano y otras fuentes, analizadas por el equipo del Centro Pew en ese entonces, la población de origen mexicano en Estados Unidos, que hacia 1930 estaba por debajo del millón de personas, empezó a aumentar aceleradamente en 1970 hasta superar los 12 millones de personas.

"Estados Unidos tiene hoy más inmigrantes de México que lo que cualquier otro país reciba de todo el mundo", añadió en aquél estudio, ahora actualizado. "Aproximadamente el 29 % de todos los inmigrantes hoy en Estados Unidos ha nacido en México".

El Centro Pew indicó que es posible que la oleada de inmigración mexicana en Estados Unidos vuelva a aumentar a medida que se recupere la economía estadounidense.

"Comparados con otros inmigrantes, los de origen mexicano son más jóvenes, más pobres, tienen menos educación y menor conocimiento de inglés y es menos probable que hayan adoptado la ciudadanía estadounidense", dijo.

"La disminución aguda en la migración mexicana neta, la diferencia entre quienes vienen a EU y quienes se van, comenzó hace unos cinco años y ha llevado a la primera disminución en dos décadas de la población mexicana indocumentada", agregó el informe.

Con información de The Huffington Post