Oscar Gutiérrez / El Universal
Berriozabal, chiapas.- Familias campesinas de cinco poblados de este municipio del centro de Chiapas se quejaron del abandono en que se encuentran y denunciaron falta de ayuda humanitaria y de apoyos institucionales del gobierno para poder enfrentar las pérdidas de viviendas y tierras de cultivos.
A un mes de las inundaciones provocadas por el frente frío 4, vecinos de las comunidades Divisadero, San José Paraíso, Benito Quezada, Jardín y Camelias señalaron que desde hace más de una semana no reciben asistencia. "Simplemente dejamos de recibir la ayuda humanitaria de despensas, ropa y alimentos que nos proporcionaban", abundaron.

José Sarmiento, originario de El Jardín, aseguró que tras concluir la emergencia por las lluvias, el personal de Protección Civil de la región se retiró del lugar sin justificar o darexplicaciones.

"Las brigadas de rescate y apoyo institucional se apartaron hace varios días y no regresan ni siquiera para preguntarnos cómo nos encontramos", lamentó.

Según los lugareños, en este municipio, más de una treintena de casas fueron destruidas y afectadas parcialmente por las inundaciones que en algunos sitios alcanzaron hasta 10 metros de altura.

Las aguas desbordadas llegaron a tapar las copas de los árboles, los postes de energía eléctrica, ya no se diga los techos de nuestras viviendas y establos ganaderos.

Ramiro López, de la comunidad Benito Quezada, sostuvo que el poblado está parcialmente abandonado por las familias ante el temor de que se produzcan nuevas inundaciones