Estoril, Portugal.- El suizo Roger Federer está empeñado en ganar el único torneo del Grand Slam que le falta, Roland Garros, lo que queda demostrado por su inusual compromiso para jugar la próxima temporada el torneo sobre arcilla de Estoril.
Los organizadores del torneo anunciaron hoy la sorprendente decisión del número uno del mundo, ganador de 12 grandes y que jugará un torneo no obligatorio sobre polvo de ladrillo por primera vez desde 2003 en Múnich.

El serbio Novak Djokovic, número tres del mundo, es el actual campeón del certamen, que está programado para la semana del 14 al 20 de abril, una semana antes que Montecarlo.

"Roger ha demostrado que es el mejor jugador de todos los tiempos.

Aunque aún no haya superado la marca de Pete Sampras (14 Grand Slams) ya es el mejor", dijo el organizador del torneo portugués, Joao Lagos. "Espero que Estoril pueda ayudar a Roger a conseguir el título de Roland Garros, que falta en su palmarés".

Federer alcanzó las dos últimas finales del torneo parisino, pero en ambas cayó ante español Rafael Nadal, número dos del mundo.