Notimex
México.- El presidente Felipe Calderón destacó la fortaleza de las variables económicas y la decisión de los mexicanos para encarar de manera unida los efectos de la coyuntura económica internacional adversa.
Al encabezar la firma del Pacto Nacional por la Vivienda para Vivir Mejor, el mandatario aseveró que esos factores son los que pueden "marcar la diferencia" con ocasiones anteriores o con otras naciones que han enfrentado situaciones similares.

"Sabemos que esta es una crisis que, independientemente de su origen externo, impacta fuertemente a la economía mexicana. Es importante, por supuesto, estimar su probable gravedad pero más importante que ello es actuar y actuar juntos para mitigar su impacto", subrayó.

En el salón Adolfo López Mateos de la residencia oficial de Los Pinos, Calderón Hinojosa indicó que con el Pacto Nacional por la Vivienda para Vivir Mejor se busca que los organismos promotores de vivienda mantengan sus inversiones a fin de que se puedan construir y remodelar más de 800 mil casas en 2009.

Sostuvo que ese acuerdo representa la unión de los mexicanos para mitigar la pérdida de empleos y evitar el encarecimiento en el costo de la vida para las familias.

Externó que ese compromiso presupone la generación de más de 2.5 millones de empleos temporales en la construcción, y destacó que organismos como el Consejo Nacional de Vivienda (Conavi) y el Consejo Nacional de Población (Conapo) canalizarán en conjunto más de siete mil 400 millones de pesos para apoyar acciones de vivienda este año.

Comentó que en cumplimiento del Acuerdo Nacional a favor de la Economía Familiar y el Empleo el financiamiento para adquirir vivienda popular será en 2009 de unos 180 mil millones de pesos.

El presidente de la República hizo énfasis en que con ese esfuerzo de financiamiento las familias mexicanas tendrán asegurada este año la posibilidad de acceder a un crédito de vivienda.

"La coyuntura mundial no será obstáculo para que sigamos trabajando con ahínco para hacer realidad a millones de mexicanos el sueño de contar con su propio hogar", garantizó.

En su discurso el mandatario explicó algunos de los compromisos asumidos en esa firma como el reforzamiento del crédito para vivienda en beneficio de las familias de muy escasos recursos.

Recordó que anteriormente sólo organismos como el Infonavit o el Fovissste ofrecían créditos a familias que ganaban menos de cuatro salarios mínimos y ahora la Sociedad Hipotecaria Federal (SHF) fondeará a las intermediarias financieras como las Sofoles para que otorguen créditos menores a 300 mil pesos.

Con ello, dijo, se pretende que más familias de ingresos escasos puedan acceder a un crédito para adquirir un hogar conforme a sus posibilidades de pago.

Resaltó, asimismo, que con el fin de apoyar a la economía familiar la Asociación Nacional del Notariado Mexicano se comprometió a congelar el costo de los honorarios por sus servicios en la adquisición de vivienda social.

En suma, insistió, el Pacto Nacional por la Vivienda para Vivir Mejor permitirá generar más vivienda para los mexicanos, al tiempo de promover el empleo y la construcción de infraestructura, a pesar de la coyuntura adversa generada en muchas partes del mundo.

"Sé que la crisis internacional tuvo origen en el sector inmobiliario de Estados Unidos en cierta parte, (en tanto) aquí el sector de vivienda será una parte crucial para superar el impacto de la crisis en nuestro país", externó.

El mandatario planteó que si cae la demanda externa de productos mexicanos y con ello el nivel de actividad económica los mexicanos harán todo lo que esté a su alcance para activar el mercado interno.

"Las decisiones que estamos tomando nos ayudarán a superar los efectos de la adversidad pero, sobre todo, nos están permitiendo construir los cimientos de un México que sea verdaderamente competitivo y capaz de proveer una vida más digna", remató.