Foto: Archivo
Miguel Angel Monsivais/Jambitz
La compañía creadora del navegador que lleva su mismo nombre, Google ha desvelado uno de sus más grandes secretos: el crear un nuevo protocolo web que reemplazara algunas funciones del actual HTTP y que fuera el doble de rápido que el mismo.

El nuevo protocolo se llama SPDY (que viene de SPeeDy) y actualmente ya está siendo probado en un servidor web prototipo, utilizando el navegador Chrome con soporte en SPDY. Al analizar los resultados se dieron cuenta de que las páginas cargaban un 55% más rápido que con el protocolo anterior.
La compañía creadora del navegador que lleva su mismo nombre, Google ha desvelado uno de sus más grandes secretos: el crear un nuevo protocolo web que reemplazara algunas funciones del actual HTTP y que fuera el doble de rápido que el mismo.

El nuevo protocolo se llama SPDY (que viene de SPeeDy) y actualmente ya está siendo probado en un servidor web prototipo, utilizando el navegador Chrome con soporte en SPDY. Al analizar los resultados se dieron cuenta de que las páginas cargaban un 55% más rápido que con el protocolo anterior.

Imaginen un sistema de Internet moderno con el que se abran las puertas a nuevas aplicaciones y servicios web, al parecer Google nos lo mostrará en unos años. Si te interesó la nota puedes adquirir más información en el blog de Google Group.