Notimex
"La situación relevante es que cuando se le marcó el alto para la revisión del alcoholímetro y cuando parecía que se detendría, el detenido arrolló al policía y pese a que se percató de ell, se lo llevó (en el cofre) y lo proyectó", describió Mancera.
México, D.F..- El procurador capitalino, Miguel Angel Mancera, confirmó que estaba ebrio el automovilista que arrolló y mató a un policía sobre avenida de los Insurgentes al tratar de huir del alcoholímetro, por lo que no alcanzará libertad bajo fianza.

Entrevistado luego del inicio del programa "Expo Procuraduría en tu colonia" indicó que los peritajes ratificaron que José Luis Romo Trujano, de 22 años, conducía en estado etílico una camioneta Eurovan matrícula MAT-5689.

El agente del Ministerio Público analiza los cargos que se le imputarán a ese sujeto, quien se encuentra hospitalizado debido a que resultó lesionado tras el choque, pero las agravantes del caso impedirán que pueda ser liberado bajo caución, precisó.

"La situación relevante es que cuando se le marcó el alto para la revisión del alcoholímetro y cuando parecía que se detendría, el detenido arrolló al policía y pese a que se percató de ell, se lo llevó (en el cofre) y lo proyectó", describió el funcionario.

Los hechos ocurrieron en el cruce de Insurgentes Sur y Avenida La Paz, donde uniformados le marcaron el alto a Romo Trujano en un punto de revisión del programa Conduce Sin Alcohol, refirió el titular de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).

Empero, el inculpado reaceleró su vehículo llevándose consigo al policía Fernando Corona Mercado, y después de un kilómetro, se impactó contra la estatua de Juan Pablo II ubicada en el cruce de Insurgentes y Francia. El uniformado perdió la vida en el lugar.

"Por lo pronto tenemos acreditado el homicidio, analizaremos si es doloso o culposo, hay agravantes porque ya acreditamos el estado de ebriedad, tenemos un daño en propiedad ajena porque se dañó el monumento y lo que resulte", advirtió el procurador capitalino.

Mancera Espinosa abundó que el presunto responsable permanece internado en calidad de detenido en el hospital de Xoco, pero agregó que tan pronto sea dado de alta quedará a disposición de la autoridad ministerial.

El titular de la PGJDF confirmó que los propietarios de la estatua de bronce de Juan Pablo II, destruida en el percance, presentarán una querella ministerial por el daño al monumento.