BUENOS AIRES.- Los arqueólogos argentinos están indignados con las andanzas y la fama de Indiana Jones, personaje de la saga fílmica al que acusan de "distorsionar" la disciplina, entre otras diatribas que recoge el diario bonaerense "Crítica".
"Personajes como el de Indiana Jones distorsionan la actividad. Por cada hora en el campo, tenemos tres en el gabinete, escritorio o laboratorio", apuntó el arqueólogo Marcelo Wiessel.

"En realidad, la aventura no está en correr con látigo y un sombrero: está en conseguir fondos" para financiar estudios arqueológicos, apuntó a su vez Virginia Pineau.

Otros arqueólogos argentinos dan a entender que la saga de Indiana Jones, que regresa a las pantallas de cine al cabo de 19 años, da popularidad a la ilegal actividad de los "huaqueros", como se llama a los saqueadores de reliquias de tumbas antiguas.

"Con Indiana Jones lo que se observa es aventura y no ciencia. Entrar en un templo perdido, tomar un ídolo de oro y salir corriendo no es el procedimiento del manual del buen arqueólogo", subrayó Fernando Soto Roland, profesor de la Universidad de Mar del Plata, a 400 kilómetros al sur de Buenos Aires.

"Y menos vender después el artefacto", agregó el catedrático. Para su colega Ulises Camino, antes de pasar un filme de Indiana Jones "estaría bueno pasar un corto explicando qué son los bienes culturales, por qué no deben ser sacados del país y que existe una ley que los protege".