Redacción
Saltillo, Coah.-Para crear conciencia entre padres de familia y alumnos de educación básica sobre los riesgos de contaminación de los mantos freáticos por el mal destino que se dé a pilas en desuso, y promover su confinamiento en sitios adecuados para ello, el Gobierno del Estado iniciará en breve el Programa Estatal de Reciclado de Pilas.
Héctor Franco López, Secretario del Medio Ambiente y Recursos Naturales, expresó que la estrategia implementada por la administración del gobernador Humberto Moreira Valdés se desarrollará, en una primera etapa, en la Región Sureste.

Alrededor de mil 36 planteles de Saltillo y Ramos Arizpe de educación Preescolar, Primaria y Secundaria tomarán parte en estas actividades, que contarán con la participación de la propia Semarnac, la Secretaría de Educación y Cultura, y el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

La mecánica del programa, consiste en la instalación de depósitos en las instituciones educativas, donde se colocarán las pilas en desuso para su posterior confinamiento en el Centro Integral para el Manejo y Aprovechamiento de Residuos Industriales (CIMARI), de Ramos Arizpe.

Cuadrillas de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales recorrerán, al principio, dos veces al mes los planteles educativos para retirar los materiales y depositarlos en el CIMARI.

Personal especializado, equipado también con herramientas apropiadas, retirarán las cargas y las colocarán, en primera instancia, en el contenedor que tiene la Semarnac en las antiguas instalaciones de la Comisión Nacional de Zonas Aridas, por el periférico Luis Echeverría, indicó Franco López.

Las pilas en desuso, enfatizó, regularmente se depositan en bolsas o recipientes de basura doméstica; sin embargo, al tener contacto con la tierra, despiden sustancias tóxicas, ya que cada pila contiene mercurio, óxido de manganeso, zinc y níquel, entre otras.

Al ejemplificar los daños que ocasionan a los mantos freáticos pilas en desuso y desechadas en forma equivocada, expresó que se considera que 11 pilas de reloj (pequeñas y circulares), pueden contaminar hasta 6.5 millones de litros de agua, de ahí la relevancia para darles el destino más adecuado.

En el CIMARI, concluyó, los materiales quedarán concentrados entre placas de cemento para evitar escurrimientos de sus componentes.

Por otra parte, Franco López sostuvo que como parte de la primera etapa del Programa Estatal de Reciclado de Pilas, en los primeros meses del año entrante, también se trabajará en Arteaga, General Cepeda y Parras.

Se continuará en La Laguna, con planteles de Educación Básica de Torreón, para seguir en las Regiones Norte, Centro Desierto y Carbonífera; en aproximadamente 12 meses más, concluyó, se tendrá cubierto el 100 por ciento del territorio coahuilense.