Jesús Jiménez Alvarez
Para establecer un mecanismo que permita responder de manera inmediata a las necesidades de los sectores productivos, la Universidad Tecnológica de Coahuila instaló ayer su propio Consejo de Vinculación en acto celebrado en la Sala de Juntas de Rectoría.
El evento fue encabezado por el rector Jesús Ciro López Dávila, y Verónica Murillo Morín, Roberto García Palacios, presidente de la AIERA, así como Iván Guerra Lara, director de Fomento Económico de Ramos Arizpe, en representación del Alcalde.

El objetivo primordial de la implementación del Consejo, explicó el Rector, es conocer de manera inmediata los requerimientos del sector productivo "para adaptarlas de manera rápida a los programas académicos, ya sea con cursos ex profeso por tema específico, con algún tipo de instrucción directamente en la empresa, o incluso llegando a la implementación de nuevas carreras".

Expuso López Dávila que el modelo educativo de la UTC permite esa flexibilidad y de ahí la importancia de la labor que prestará el consejo no sólo a la institución, sino de manera fundamental para la facilitación del crecimiento y desarrollo de las empresas.