David Goldman, residente de Nueva Jersey, trata de recuperar desde hace años a su hijo Sean, de 8 años, a quien se llevó su madre, Bruna, a Brasil cuando tenía cuatro, aparentemente con la intención de visitar a familiares durante unas semanas.
Nueva York, EU.- La secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, anunció hoy que ha intervenido ante el gobierno de Brasil en favor de un padre estadounidense que reclama la custodia de su hijo, que reside en ese país.

"Lo he planteado a los más altos niveles del gobierno de Brasil", explicó la jefa de la diplomacia estadounidense durante una entrevista en Jerusalén con la cadena de televisión NBC.

David Goldman, residente de Nueva Jersey, trata de recuperar desde hace años a su hijo Sean, de 8 años, a quien se llevó su madre, Bruna, a Brasil cuando tenía cuatro, aparentemente con la intención de visitar a familiares durante unas semanas.

Sin embargo, la madre no regresó a Nueva Jersey, se divorció de Goldman y se volvió a casar en el país latinoamericano con un abogado brasileño que ahora reclama también la custodia del pequeño.

Un tribunal de Nueva Jersey falló a favor de Goldman y ordenó a la madre regresar a EU para una vista en la que se determinaría la custodia del pequeño, pero la brasileña, que falleció el pasado año durante un parto, no acató entonces esa orden.

La secretaria de Estado manifestó hoy que confia en que este caso se resuelva y añadió que el padre de Sean, "en base a todas las leyes internacionales sobre adopción, ha seguido las reglas" para reclamar el regreso de su hijo.

"Un hijo pertenece a su familia", aseguró Clinton en otro momento de la entrevista emitida en el programa "Today" de esa cadena.

"No hay razón alguna para que David Goldman no recupere a su hijo, y confiamos en que eso se resuelva muy pronto. Es obvio que, si no es así, continuaremos hablando de ello con el Gobierno brasileño", agregó.

Clinton recordó no obstante que Brasil tiene un sistema judicial independiente, al igual que Estados Unidos, y que la decisión última sobre este caso corresponde a la justicia brasileña, que también interviene en esta disputa sobre la custodia de un menor.

La secretaria de Estado recordó durante la conversación que este caso tiene rasgos similares al de Elián González, el niño cubano que llegó a EU en 2000, cuando tenía 6 años y había quedado huérfano al morir su madre durante una travesía de huida de Cuba.

Ese caso dio lugar a una ardua y compleja batalla legal entre el padre del niño y otros familiares en EU por la custodia del pequeño hasta que la justicia estadounidense determinó que debía volver con su padre, que residía en Cuba.