<span></span>AFP
Brasilia, Brasil.- Brasil no está dispuesto a rediscutir los términos del Tratado de Itaipú con Paraguay, pero está abierto a llevar adelante "otro tipo de negociación", dijo este miércoles la jefa de gabinete, Dilma Rousseff, ante una comisión del Senado.
"El tratado no es pasible de negociación. Es un tratado internacional entre dos países y no hay de nuestra parte ninguna disposición de negociar algo de este tipo. Ahora, el gobierno brasileño está abierto a establecer otro tipo de negociación con Paraguay", dijo Rousseff.

El presidente electo de Paraguay, Fernando Lugo, cuestionó con insistencia en toda su campaña electoral ese tratado y busca convencer al gobierno brasileño de aceptar discutir lo que considera "un precio justo" -no especificado- por la energía generada en Itaipú. Brasil sostiene que paga a Paraguay el "precio justo" de 45.31 dólares por megawatt-hora de la energía proveniente de Itaipú, incluyendo allí 2.80 dólares por cesión del derecho de compra.

Según Lugo, Paraguay recibe de Brasil unos 300 millones de dólares anuales cuando debería recibir entre mil 500 y 2 mil millones. "Para nosotros el precio justo es el precio del mercado", dijo tras la elección.

Este miércoles, Rousseff dijo que el tratado "fue realizado de una forma absolutamente legal, es correcto y está vigente". La influyente ministra evitó ofrecer detalles sobre esas hipotéticas "otras negociaciones" que Brasil podría entablar con Paraguay, aunque diversas fuentes oficiales ya adelantaron que podría incluir fuertes inversiones brasileñas en el área de infraestructura.

Hace una semana, el director brasileño de la hidroeléctrica binacional, Jorge Samek, aseguró que "no hay ninguna situación de injusticia o relación de explotación a ser reparada en Itaipú".