Moscú.- El CSKA de Moscú dio vuelta el partido hoy ante el Wolfsburgo para ganarle finalmente por 2-1, lo que le permite mantener sus esperanzas de clasificar a octavos de final de la Liga de Campeones al empatar en el segundo lugar de su Grupo B.

El campeón alemán sólo necesitaba un punto en el estadio Luzhniki en Moscú para asegurarse la clasificación y parecía que ese iba a ser el destino del encuentro, cuando Edin Dzeko abrió el marcador a los 19 minutos.
Moscú.- El CSKA de Moscú dio vuelta el partido hoy ante el Wolfsburgo para ganarle finalmente por 2-1, lo que le permite mantener sus esperanzas de clasificar a octavos de final de la Liga de Campeones al empatar en el segundo lugar de su Grupo B.

El campeón alemán sólo necesitaba un punto en el estadio Luzhniki en Moscú para asegurarse la clasificación y parecía que ese iba a ser el destino del encuentro, cuando Edin Dzeko abrió el marcador a los 19 minutos.

Sin embargo, Tomas Necid empató a los 58`, antes de que Milos Krasic lanzara un fuerte disparo ocho minutos después que selló la victoria local.

Este resultado permite que el CSKA tenga siete puntos, igual que el Wolfsburgo, y tres menos que el Manchester United, ya clasificado, que incluso si saca más tarde un empate de local ante el Besiktas mantendrá el liderazgo del Grupo B.

CSKA enfrenta al Besiktas en el último partido del grupo el 8 de diciembre. En la misma fecha el Wolfsburgo deberá medirse con el Manchester United.