LA JORNADA
Villhermosa, Tabasco.- La Comisión Nacional del Agua (Conagua) informó que 25 colonias de Villahermosa, Tabasco, están libres de inundación, mientras en cuatro más continúan los trabajos de los equipos de bombeo y los sistemas de Agua Potable y Saneamiento estatal y municipal. No dio a conocer la situación que guardan las comunidades anegadas que se encuentran fuera de la capital del estado.
A su vez, la Secretaría de Salud (Ssa) reportó que se puso en marcha un programa para la prevención de enfermedades mentales para los afectados por el desastre.

En un comunicado, la Conagua dijo que ayer se pusieron en operación otros dos cárcamos de bombeo, por lo que aumentó la extracción de agua casi 70 mil litros por segundo, cantidad adicional a lo que extraen las bombas portátiles.

Sobre el abastecimiento de agua, la planta potabilizadora de Villahermosa produce unos mil 675 litros por segundo, que se envían a los tres circuitos de la red de distribución de la ciudad.

La dependencia no informó si en otras localidades, la población ya cuenta con agua potable.

A su vez, la Ssa expresó que no se han presentado epidemias. Se han otorgado 450 consultas por problemas mentales y, como medida preventiva, se intensifican las actividades de promoción de la salud mental.

Agregó que también comenzó de manera masiva el encalamiento y entierro de animales muertos para evitar que se conviertan en foco de infección, y se fumigaron 243 colonias y todos los albergues, en beneficio de casi medio millón de habitantes.

Añadió que se mantendrá la vigilancia epidemiológica el tiempo necesario, porque continúa el riesgo de daños sanitarios por agua contaminada, desechos, excretas, alimentos contaminados y animales muertos, además de los vectores y zoonosis como dengue, paludismo y leptospirosis.

Detalló que se han verificado 602 albergues y han sido atendidas unas 116 mil personas. Se han impartido 768 pláticas de manejo higiénico y 592 de saneamiento básico.

Indicó que se recomienda a la población que al regresar a su casa trate de limpiar las áreas afectadas, haga encalamiento de lodos, mantenga la vivienda libre de encharcamientos y procure que sean de calidad el agua y los alimentos para consumo humano.