"Estamos muy contentos, porque la llegada del barco más grande del mundo representa el renacimiento de Costa Maya tras los problemas de Dean y de la influenza humana", dijo César Lizárraga, vicepresidente de Ventas y Mercadotecnia de Costa Maya en su visita al barco. Foto Archivo/Vanguardia
Notimex
Miami, EU.- El crucero más grande del mundo, Oasis of the Seas, llegará a puertos mexicanos a mediados de 2010, dijo Richard Fain, director ejecutivo de Royal Caribean Cruises Ltd.
"Estamos en negociaciones con autoridades mexicanas en Costa Maya y Cozumel", afirmó Fain durante un viaje por altamar para mostrar a la prensa internacional el imponente barco de 16 cubiertas.

"Esperamos que el crucero llegue a esos destinos mexicanos en los próximos seis meses", dijo el directivo.

La llegada del colosal barco de 65 metros de alto y 360 metros de largo, representará tanto para Cozumel como para Costa Maya "el retorno definitivo" tras los estragos de los huracanes Wilma en 2005 y Dean en 2006, en forma respectiva, afirmaron funcionarios mexicanos.

"Estamos muy contentos, porque la llegada del barco más grande del mundo representa el renacimiento de Costa Maya tras los problemas de Dean y de la influenza humana", dijo César Lizárraga, vicepresidente de Ventas y Mercadotecnia de Costa Maya en su visita al barco.

Lizárraga anunció que además del Oasis of the Seas, cuya llegada a Costa Maya se prevé en mayo próximo, otro crucero de nueva generación, el Carnival Dream, también arribará a ese destino en los próximos meses.

Teresa Villarreal, directora de la Oficina en Miami del Consejo de Promoción Turística de México, expresó por su parte que la llegada de estos grandes barcos demuestra que el país está a la altura de los mejores puertos turísticos del mundo.

Además de que esto "representa más oportunidades de negocio que hay que capitalizar".

El Oasis of the Seas, con capacidad para seis mil 360 pasajeros, es 40 por ciento más grande que el crucero siguiente en dimensiones en el mercado, y fue diseñado con siete vecindarios para orientar a los pasajeros con facilidad y frecuentar áreas de interés.

Su tripulación, de unos dos mil 500 elementos, pertenece a 90 países del mundo.