Pekin.- El chino Yao Ming, estrella de la NBA, prometió dos millones de yuanes (unos 185.000 euros) para ayudar a las víctimas del terremoto de China, pero sus seguidores no olvidan que el jugador ofreció inicialmente una cifra roñosa cuatro veces inferior.
Ming, pívot de Houston y del equipo de China, ocupa la cabeza de la clasificación de la revista Forbes de estrellas chinas más ricas desde hace cinco años. Entre sus contratos deportivos y publicitarios, el jugador de 2,26 metros se embolsó 55 millones de yuanes (5,2 millones de euros) el año pasado.

Sus aficionados lo saben, y su donativo inicial de 500.000 yuanes (48.000 euros) para ayudar a las víctimas del sismo, que podría haber causado más de 50.000 muertos en el sudoeste de China, provocó su propio "terremoto de protestas", afirmó la web de ocio 'Maopu'.

"Un poco tacaño, ¿no?", denunció uno de sus seguidores.

"Si desaparecieran 500.000 dólares de su cuenta bancaria no se daría ni cuenta", recalcó otro. "500.000 yuanes todavía menos".

Según los medios, fue el diluvio de críticas lo que empujó al jugador a rascarse un poco más el bolsillo. Los chinos critican raramente a sus héroes deportivos, verdaderos hérores nacionales.

"Desde hace tiempo ha olvidado de dónde viene", denunció otro internauta.