El Universal
Wayne Rooney anotó el único gol del encuentro, suficiente para que los `Red Devils' consiguieran su primera victoria de la temporada
Un gol de Wayne Rooney al 34' fue suficiente para que el Manchester United consiguiera la victoria en su debut por 1-0 ante el Birmingham, que malogró algunas llegadas que le pudieron dar el empate en su visita al Old Trafford.

El tricampeón de la Liga Premier sufrió para superar la línea de cinco defensores que le planteó su rival durante todo el encuentro, además de que adoleció la salida de sus arietes Carlos Tévez y Cristiano Ronaldo.

Y es que, a pesar de la voluntad de Rooney y Berbatov en el ataque, y del ímpetu del ecuatoriano Luis Antonio Valencia por la banda que pertenecía a CR, la delantera de los "Red Devils" no lució tan poderosa como en temporadas anteriores.

Incluso, el gol del ManU fue obra de la fortuna, ya que Nani apareció por la banda izquierda para sacar un centro que fue rematado con la cabeza por Rooney, sin embargo, el balón golpeó en el poste, pero reboto hacia el mismo Wayne, quien sólo tuvo que mandarla al fondo.

En la agonía del primer tiempo, Patrice Evra salvó con la cabeza un gol que parecía inminente de Queudrue, mientras que en la segunda mitad, el arquero Ben Foster tapó con el cuerpo un disparo de James McFadden que llevaba dirección de gol.

Sin embargo, la jugada más clara del Birmingham salió de los pies de Christian Benítez, ex delantero de Santos Laguna, quien recibió un pase largo, recortó al último defensa y trató de cruzar su disparo, pero la figura de Foster se agrandó para desviar a una mano y frustrar el primer gol del ecuatoriano en la Premier.

Michael Owen, que entró en los últimos minutos, tuvo también un mano a mano para aumentar la ventaja de los "Red Devils" en un contragolpe, sin embargo, solo frente al arquero estrelló su disparo en la humanidad de Hart.

Así, el Manchester United consiguió sus primeros tres puntos de la Liga y se puso a la par del Arsenal, Manchester City y al Chelsea.