Amán, Irak.- Las memorias del difundo dictador iraquí Sadam Husein, junto a sus poemas inéditos, podrían ver la luz a finales de este año, según adelantó hoy a Efe su antiguo abogado Jalil Duleimi.
"Estoy escribiendo sus memorias y el texto podría ser publicado a finales de este año o a principios de 2009", explicó Duleimi a Efe en Amán, donde se encuentra su oficina.

El abogado dirigió a la veintena de letrados que defendió a Sadam durante el proceso que culminó con su condena a muerte, que finalmente se ejecutó el 30 de diciembre de 2006.

El texto definitivo, tal como apuntó Duleimi, tendrá tres partes: la primera incluirá sus memorias escritas, la segunda se basará en conversaciones entre el abogado y el ex dictador y la tercera será una recopilación de sus poemas inéditos.

Sadam, que fue detenido cerca de Tikrit el 13 de diciembre de 2003, dedicó gran parte de su tiempo en prisión a leer el Corán y a escribir poesía, según relataron las personas que tuvieron acceso al dictador durante su presidio.

"El libro se basa en las memorias que él escribió durante 2006 en la prisión de Bagdad, así como en las conversaciones que mantuvimos durante nuestros encuentros en 2004 y 2005", explicó el jurista.

Sadam, según Duleimi, pensó desde el primer momento en escribir su vida ya que tenía claro tras su arresto que finalmente sería ejecutado.

Sin embargo, no descartó que Estados Unidos haya alterado el texto original escrito por Sadam, ya que recordó que los guardas que vigilaban al ex dictador impidieron que este enviara mensajes al exterior hasta 2006.

Sin embargo, ese año Husein fue autorizado a entregar alrededor de 400 hojas a Duleimi, en las que había escrito a mano sus memorias.

"Antes de eso, solo cuento con las palabras que pronunció frente a mi", insistió el letrado.

Duleimi ha hecho estas declaraciones apenas un día después de que el rotativo árabe "Al Hayat" publicara, en dos capítulos, los diarios personales de Sadam mientras estuvo recluido en el centro de detención de Cropper, cerca del aeropuerto de Bagdad.

Según el diario, el ex dictador pidió permiso a sus guardianes para casarse de nuevo y tener descendencia que reemplazase a sus hijos y nietos muertos.