Notimex
Ciudad de México.-México podrá enfrentar de mejor manera los efectos de la desaceleración económica en Estados Unidos al detonar una mayor inversión en proyectos de infraestructura, coincidieron autoridades y especialistas.
El presidente del Comité Nacional de Estudios Económicos del IMEF, Gerardo Cruz Vasconcelos, dijo que México necesita fortalecer su mercado interno para afrontar el impacto de los problemas en Estados Unidos, cuya economía "está enferma" y crecerá apenas 1.5% en 2008.

Esto, continuó, restará capacidad de crecimiento a la economía mexicana, por lo cual se debe dar impulso a actividades que puedan fortalecer el mercado interno, como el programa de infraestructura, que permita "mantener a flote a la economía nacional".

El especialista del Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) recomendó también que los excedentes que obtenga México por los altos precios del petróleo se destinen a la construcción de infraestructura.

"En la medida que crezcan sectores del mercado interno, como la construcción, el país podrá crecer por lo menos a tasas alrededor del 3%, a pesar de que se haga más grave el problema financiero en Estados Unidos" , subrayó.

Por su parte, el subsecretario de Egresos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) , Ernesto Cordero Arroyo, adelantó que en contraste con otros años, el gobierno federal comenzará a ejercer el presupuesto público de 2008 a más tardar la tercera semana de enero.

Esto permitirá al país estar preparado ante la contracción económica de Estados Unidos, pues "es muy importante que un presupuesto tan amplio como el que se aprobó podamos ejercerlo pronto" , pues de esta forma se podrá reactivar la economía.

Subrayó que la inversión en infraestructura, incluida la impulsada, alcanzará el próximo año 499 mil millones de pesos, la más alta de la historia.

En tanto, el subsecretario de Infraestructura de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) , Oscar de Buen, subrayó que la inversión prevista en el Programa Nacional de Infraestructura 2007-2012, tendrá efectos positivos para la competitividad del país.

En el marco de la XXXV Convención Nacional del IMEF, De Buen afirmó que existe una ventana de oportunidad para el desarrollo de infraestructura que hay que aprovechar para impulsar la competitividad nacional, generar empleos y superar la desigualdad.

En ese sentido, el director responsable del Area de Infraestructura del Banco Mundial (BM) , Ellis Juan, sostuvo que existe "una atadura muy fuerte" entre inversión en infraestructura y crecimiento económico, como lo demuestran China, India y Corea.

En un entorno globalizado es muy difícil para los países competir si carecen de infraestructura adecuada como carreteras, comunicaciones, puertos y aeropuertos y en el caso de las naciones de América Latina, es una materia pendiente, finalizó.