Miami, EU.- Aunque Michelle Vieth ha regresado a la televisión sólo con participaciones especiales, la actriz es protagonista en dos telenovelas que se emiten simultáneamente en Univision, "Al Diablo con los Guapos", y Telemundo, "La Traición".
Aunque ambas telenovelas se transmiten a las ocho de la noche, hora del este, en las dos principales cadenas de televisión hispana en la nación, Vieth dijo a Efe que "al final del día me gusta, porque tener dos personajes al aire a la misma vez, le da variedad al público. Así pueden escoger cuál les gusta más, porque uno no tiene nada que ver con el otro".

Su papel de Pilar en "Al Diablo con los Guapos" se grabó en los estudios de Televisa, en Ciudad de México, hace casi un año, según explicó la actriz.

Con Telemundo, firmó un contrato para interpretar a Michelle en 25 capítulos, en el melodrama que protagonizan Danna García y Mario Cimarro, que se filma en Colombia.

Para Vieth, "La Traición" marca el comienzo de varias experiencias como profesional. Es la primera vez que sale de México para filmar una telenovela. Asimismo, cuenta que Televisa fue quien la propuso para este papel y que es la primera oportunidad que tiene que trabajar para una producción de Telemundo.

"Televisa me dio la opción y yo feliz vine. Estoy contentísima porque son muchas experiencias nuevas para mí, que me llenan. Este tipo de trabajos y de retos son los que a mí me apasionan", aseguró.

También es la primera vez que la actriz forma parte del elenco en una telenovela de época.

"Es algo nuevo para mí y me hacía falta porque nunca, en mis 12 años como actriz, había tenido la oportunidad de hacer un melodrama que enmarque el romanticismo en todo su apogeo, por tratarse del siglo 19", confesó.

Según Vieth, el personaje de Michelle marca un nuevo giro en la trama.

"Ella desafía todos los parámetros que estaban preestablecidos en esa época, entre las mujeres. Como viene de Europa y ha viajado, se atreve a usar pantalón, que en ese tiempo era mal visto. Me encanta porque el carácter del personaje se presenta bien claro", afirmó.

Y es precisamente Michelle quien trae consigo la esperada cura a la enfermedad que padece el protagonista, Hugo (Mario Cimarro).

"Soy como el quinto elemento. Es un personaje que viene a traer vida, soluciones a los problemas y opciones para curar la catalepsia. Ella es parte fundamental porque en ella está la cura de la condición", explica.

De su experiencia trabajando en la industria novelera en Colombia, Vieth asegura que se ha sentido "como en casa", y que no descarta la posibilidad de aceptar una oferta para trabajar con Telemundo.

"No me han hecho una propuesta formal como tal. Pero de suceder, sería cuestión de analizarlo. No estoy cerrada a absolutamente nada. Uno como actriz lo que busca es crecer y si se da la oportunidad y ya veremos", dijo.

Históricamente, los culebrones colombianos se han caracterizado por incluir elencos más multiculturales, en comparación a los mexicanos.

"Hacer novelas en Colombia y México es como trabajar en dos mundos completamente diferentes. La telenovela varía en Colombia porque tiene mucho que ver con la diferencia de costumbres entre los dos países. Para el público es enriquecedor que sea multicultural porque pueden ver cómo hay sincronía, y que gracias a la magia de la televisión, podemos todos convivir en un mundo sin barreras", comentó la joven madre de dos niños.

En cuanto a la posibilidad de verla en algún papel protagónico próximamente, Vieth explicó que su nuevo rol es ser madre.

"Mi prioridad número uno han sido ellos. Entonces es difícil combinar este trabajo con la maternidad. Un protagónico requiere todo tu tiempo y esfuerzo. No tengo plan por ahora de hacer uno, pero eso queda en manos de la empresa (Televisa) decidirlo. Y ya ves que dicen que más rápido cae un hablador que un cojo", finalizó.