"Es un paso en dirección correcta, y constatamos con satisfacción que en la OTAN se ha impuesto el sentido común", declaró el portavoz adjunto de la Cancillería rusa, Igor Liakin-Frolov.
Moscú, Rusia.- El ministerio ruso de Exteriores aplaudió la decisión tomada hoy por los países de la OTAN de restablecer las relaciones formales con Rusia, suspendidas tras la guerra de Georgia, en agosto pasado.

"Es un paso en dirección correcta, y constatamos con satisfacción que en la OTAN se ha impuesto el sentido común", declaró el portavoz adjunto de la Cancillería rusa, Igor Liakin-Frolov.

Añadió que esta decisión no debería ser un paso "unilateral" de la OTAN, sino "una decisión conjunta con Rusia", según la agencia RIA-Nóvosti.

"La suspensión del diálogo político con la parte rusa fue un error y, en principio, estaba reñida con los acuerdos existentes de coordinar las posturas ante situaciones de crisis en el marco del Consejo OTAN-Rusia", señaló el diplomático.

Los ministros de Asuntos Exteriores de la OTAN decidieron hoy por unanimidad retomar las relaciones formales con Rusia, suspendidas tras la guerra ruso-georgiana de agosto pasado por el control de la región separatista de Osetia del Sur.

"Los aliados han acordado reanudar formalmente el Consejo OTAN-Rusia", anunció el secretario general de a Alianza Atlántica, Jaap de Hoop Scheffer, en una conferencia de prensa tras la reunión.

La reanudación de relaciones incluirá las reuniones al más alto nivel y tendrá lugar "lo antes posible" tras la cumbre de la Alianza de jefes de Estado y Gobierno que se celebrará a comienzos de abril, añadió.

De Hoop Scheffer recordó, no obstante, que la OTAN no puede aceptar algunas actitudes de Rusia, como los planes de Moscú para construir instalaciones militares en las repúblicas secesionistas georgianas de Abjasia y Osetia del Sur, que los aliados consideran "territorio de Georgia".