Berlín, Alemania.- El escritor alemán Walter Kempowski, uno de los más importantes autores en lengua germana y cronista apasionado de la Segunda Guerra Mundial y décadas posteriores, murió hoy a consecuencia de un cáncer, a los 78 años de edad, comunicaron sus editores.
Kempowski falleció hacia la 01.00 GMT de hoy en un hospital de Rotenburgo, al norte de Alemania, donde fue ingresado a consecuencia de su enfermedad, pese a la cual seguía trabajando en un diario de 1991, centrado en la Guerra del Golfo.

"Walter Kempowski fue con seguridad uno de los más destacados cronistas y escritores en lengua alemana, un extraordinario autor", declaró la canciller alemana, Angela Merkel, quien conoció la muerte del escritor en Sudáfrica, donde se encuentra de viaje oficial.

El escritor, nacido en Rostock (este de Alemania) en 1929, era identificado en el ámbito de la literatura alemana como el "cronista" por excelencia, especialmente por su amplia obra consagrada a sus experiencias durante la II Guerra Mundial.

Su obra más conocida, "Echolot", es un proyecto literario emprendido entre 1993 y 1995, con el que Kempowski quiso realizar una especie de "diario colectivo", a modo de "collage", elaborado a base de cartas y experiencias tanto de personajes relevantes como de seres anónimos.

Antes de esa obra, se consagró ya al tema de la Segunda Guerra Mundial en títulos como "Tadellöser und Wolf", de 1971, que forma parte de su ciclo de novelas comprendido en "Crónicas alemanas" y centrado en su juventud durante el nazismo.

El ciclo se cerró en 1984 con "Herzlich willkommen", sobre las experiencias de alguien que trata de abrirse camino en la Alemania occidental, tras la división del país.

"Hundstage", en 1988, "Heile Welt", en 1998, y "Letze Grüsse", en 2003, son otras obras de Kempowski, a las que siguió en 2006 "Alles umsonst", donde vuelve su mirada sobre la huida de los soldados alemanes en el invierno de 1945, perseguidos por el Ejército Rojo.

La obra de este autor está centrada en los avatares de la historia alemana, en buena parte reflejo de su propia experiencia humana.

En 1948, tuvo que responder ante un tribunal militar soviético del cargo de espionaje a favor de los aliados occidentales, lo que le costó una condena a 25 años de internamiento en un campo de trabajo.

Salió en 1956 en libertad, tras lo cual pasó a la Alemania occidental, donde trabajó como maestro, hasta que debutó como escritor en 1969 con "Im Block", una primera obra autobiográfica centrada en su internamiento en el campo soviético.

Su obra literaria alcanzó relevancia en las letras alemanas algo más tarde, con "Tadellöser und Wolf", y varias décadas después recibió numerosas distinciones, como el Premio Thomas Mann en 2005.

Kempowski dio a conocer públicamente que sufría cáncer intestinal en 2006, pese a lo cual siguió trabajando y participando en seminarios y encuentros literarios.