Barcelona, España.- Las mujeres que realizan ejercicio físico padecen un riesgo mayor de sufrir cáncer de ovario, según un estudio australiano presentado hoy en la Conferencia Europea del Cáncer.
Más de 24.000 mujeres australianas de edades comprendidas entre los 27 y los 75 años participaron en el estudio en el que fueron objeto de seguimiento durante un período de trece años, explicó la doctora Fiona Chionh, una de las responsables de la investigación.

Durante ese período, 90 de las mujeres sometidas a seguimiento fueron diagnosticadas de cáncer de ovario. Trece de ellas no hacían ningún ejercicio, 21 declararon que tenían un bajo nivel de actividad física, 37 reconocieron mantener niveles medios de ejercicio y otras 19 altos niveles de actividad física.

"Observamos que las mujeres con altos niveles de actividad física presentaban una mayor probabilidad de desarrollar un cáncer de ovario", señaló Chionh.

La doctora dijo que algunos estudios anteriores sobre una posible relación entre la actividad física y el riesgo de cáncer de ovario muestran, sin embargo, diferentes resultados.

En lo que se refiere al ejercicio físico, algunos estudios habían observado incluso un efecto protector, mientras que otros apreciaron un mayor riesgo o no han detectado relación alguna.