El Universal
El también coordinador del FAP presentó su libro "La Ruptura", en la Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería
Ciudad de México.-Porfirio Muñoz Ledo afirmó que en las elecciones intermedias de este año no habrá los cambios estructurales que el país requiere para enfrentar la crisis económica y un Estado fallido producto de la ola de inseguridad provocada por el narcotráfico.

Por el contrario, advirtió, que 2010 será el límite para que las cosas cambien. "La economía se viene a un tobogán imparable, sí la sociedad se da cuenta de que no tiene gobierno, de que el Estado ha sido raptado por el narco, de que no tenemos soluciones en el aspecto económico y de que no hay ninguna legitimidad del gobierno, la sociedad tiene que tomar una decisión".

Durante la presentó de su libro "La Ruptura que viene", en la Feria Internacional del Libro del Palacio de Minería, el también coordinador del Frente Amplio Progresista, dijo que 2010 es la "ruptura que viene", sin embargo, señaló que estos cambios no pueden venir de la mano de la violencia porque ésa, está con los narcotraficantes.

"Todas las transiciones, después de la revolución iraní, han sido pacíficas es una mentira que abusan de la ignorancia de los demás. El muro de Berlín, lo atravesaron 79 gentes y no hubo un sólo balazo y cambió la historia del mundo", expuso.

Antes, en la Antigua Capilla, Muñoz Ledo afirmó que las elecciones para renovar la Cámara de diputados son una estación intermedia imprescindible, pero que la mayoría conformada por el PRI-PAN seguirá imponiéndose, pues hay una oposición disfrazada de "moderna" seguirá transando en lugar de legislar.