Arturo Luis Alonzo Padilla. Foto: Vanguardia-Archivo
Agencias
El licenciado en Economía por la Universidad Nacional Autónoma de México, Arturo Luis Alonzo Padilla, aseguró que que en el mercado de la masa de maíz no existen monopolios
CIUDAD DE MÉXICO.- El licenciado en Economía por la Universidad Nacional Autónoma de México, Arturo Luis Alonzo Padilla, aseguró que que en el mercado de la masa de maíz no existen monopolios,.

El académico que realizó estudios de doctorado en ciencias sociales en la UAM Xochimilco dijo que de acuerdo a la definición de la ciencia económica existe monopolio cuando el Estado asigna a una empresa el carácter exclusivo para la explotación de una materia prima, producto o por figura tiene el control de la mayoría del mercado.  El mercado de la masa y la tortilla, pese a lo que se ha pensado, es un mercado distribuido con empresas que si bien son importantes no controlan por sí solas el mercado.

"Hoy, de acuerdo a la cifras de la Secretaría de Economía, en México se producen entre 7.3 y 9.4 millones de toneladas métricas de masa. El mercado se encuentra aún dominado por los molinos tradicionales del maíz de Nixtamal que es la forma clásica y mesoamericana desde tiempos remotos. Las empresas ni siquiera absorben la mayoría del mercado, pues controlan sólo el 35 %, siendo el producto nixtamalizado quién conserva el mercado mayoritario con el 65% restante

Alonzo Padilla, quien cuenta con experiencia en investigación económica de 14 años en la Sepesca, dice que pudiera pensarse que empresas como MASECA o MINSA controlan el mercado, pero no es así, MASECA abarca tan solo el 25 % del mercado, es decir una cuarta parte del mismo, mientras que MINSA sólo tiene el 8 % y el resto de las empresas van distribuyéndose en ese 35 % ya mencionado", dijo en un comunicado.

La producción de masa para la elaboración de tortilla sigue concentrándose en pequeños molinos y tortillerías que realizan el procedimiento tradicional de cocer con cal el maíz para posteriormente amasarlo en los molinos y realizar la elaboración de las tortillas, como todos las conocemos. Las empresas que elaboran harina con métodos industriales se distribuyen el 35% del mercado de esta forma: 25% por Maseca, 8% por Minsa, 1% por Harimasa, 0.50% por Cargill, 0.40% Macsa y 0.20% por Blancas.

"La competencia permite que el mercado fluya y que se fortalezcan las empresas que desde luego no afectan al mercado tradicional interno. Hidratando la harina de maíz, los mexicanos fuera del país pueden aminorar la nostalgia de su propia comida gracias a las empresas mexicanas que tienen presencia en otras naciones", agregó.

Arturo Luis Alonzo Padilla es Licenciado en Economía por la Universidad Nacional Autónoma de México. Realizó estudios de doctorado en ciencias sociales en la UAM Xochimilco y cuenta con experiencia en investigación económica de 14 años en la Sepesca, realizando trabajos de microeconomía, proyectos, financiamiento y econometría. Actualmente se encuentra realizando un doctorado en Santiago de Compostela y otro más en la Escuela Nacional de Antropología e Historia.