Carolina del Sur, EU.- El entrenador de los Knicks de Nueva York Isiah Thomas dijo el miércoles que siempre pensó en básquetbol durante el juicio de tres semanas en el que fue hallado culpable de hostigar sexualmente a una ex ejecutiva del equipo.
``Honestamente, mi cabeza nunca se alejó del básquetbol. Eso es lo que he hecho. Eso es lo que hice, y eso es en lo que pienso la mayor parte del tiempo'', indicó Thomas después del segundo día de los entrenamientos de pretemporada de los Knicks.

Thomas señaló que no está preocupado por la posibilidad de perder su trabajo, y afirmó que ni siquiera habló con el equipo sobre el juicio antes de la práctica.

``Regresamos muy enfocados'', comentó Thomas. ``Sólo quería asegurarme que estemos concentrados y que sigamos hacia adelante. Empezamos directo con la práctica''.

El entrenador llegó a Carolina del Sur justo a tiempo para dirigir la práctica del martes por la noche, apenas horas después que un jurado en Nueva York falló que Thomas y Madison Square Garden eran culpables de hostigar sexualmente a Anucha Browne Sanders.

El jurado determinó que MSG y su director James Dolan tienen que pagar 11,6 millones de dólares por hostigar y despedir a Browne Sanders. Thomas no tendrá que pagar nada.