Nueva York, EU.- El presidente de Irán, Mahmud Ahmadinejad, realiza este lunes su primera presentación pública en Estados Unidos, en la Universidad de Columbia, en un contexto de protestas y controversia por las ambiciones nucleares iraníes y su llamado a destruir a Israel.
La secretaria de Estado, Condoleezza Rice, afirmó este lunes en la cadena estadounidense CNBC que la presencia del dirigente iraní en la llamada 'Zona Cero' -a donde quiso concurrir- hubiera sido una "farsa".

"He aquí a quien preside un país que probablemente es el mayor apoyo del terrorismo, alguien que niega el holocausto, alguien que habla de borrar a otros países del mapa", agregó Rice, en referencia a Ahmadinejad.

El presidente iraní había expresado su deseo de depositar una ofrenda floral en el emplezamiento donde se encontraban las torres gemelas del World Trade Centener, destruidas en los atentados del 11 de setiembre de 2001. La Policía de Nueva York rechazó esa demanda "por razones de seguridad".

"Llegó el mal", titula este lunes en portada el Daily News, con una fotografía del presidente iraní, llegado el domingo para participar en la asamblea general de ONU.

El The New York Times del domingo dedica una página completa de publicidad contratada por organizaciones judías para criticar a Ahmadinejad. "Financia y apoya el terrorismo alrededor del mundo. Quiere un mundo sin Estados Unidos ni Israel. Desarrolla un arma nuclear y niega el holocausto", se puede leer en el aviso propagandístico, que llama además a participar este lunes en una mitin ante la sede de la ONU.

En la CNN el rector de la Universidad de Columbia, John Coatsworth, debió justificar largamente la decisión de invitarlo a participar de un debate.

Calificando a Ahmadinejad de "metiroso patológico, pero orador brillante", el republicano Newt Gringrich estimó que las autoridades universitarias no debieron "dejar a este tipo de personas acceder a un lugar como una universidad estadounidense".