Un juez de Los Angeles, California, ordenó al cantante y bailarín Michael Jackson pagar 150 mil dólares en honorarios atrasados por servicios prestados en relación con los problemas que ha tenido con la justicia.
La orden aumentó a más de 430 mil dólares la cantidad que Jackson debe a la firma de abogados, que lo demandó en febrero del año pasado tras denunciar que el cantante no había pagado por sus servicios.