Mayté Parro
Frontera, Coah.- A un mes de que la empresa Orica inicie operaciones a 12 kilómetros de la mancha urbana en territorio del ejido Adjuntas, Ecología Municipal exigió la revocación definitiva del permiso de uso de suelo.
Advierte que la polémica empresa almacenará 420 toneladas de nitrato de amonio a escasos metros de los ductos de Pemex y del ferrocarril, poniendo en riesgo a miles de personas.

Julio Enrique Contreras, regidor de Ecología Municipal, informó que de acuerdo con la capacidad de almacenamiento de explosivos en caso de explosión la onda expansiva que pudiera ocasionar Orica alcanzaría un radio de 4.8 km de la mancha urbana, provocando muerte y destrucción.

Explicó que el permiso de uso de suelo le fue otorgado a esta empresa el 10 de julio del 2007 por el departamento de Obras Públicas Municipales bajo la anuencia del Consejo Municipal de Desarrollo, con un costo de 500 pesos según lo establece la Ley de Ingresos Municipales.

Orica Frontera construye a 12 km de la mancha urbana en el ejido Adjuntas sobre el km 18.2 de la carretera 57.