LA JORNADA
México, D.F. .- "Hubo errores arbitrales en dos partidos (el Pumas-Toluca y Cruz Azul-Atlante), lo reconocemos", expresó Aarón Padilla, titular de la comisión de arbitraje, por lo que ahora, de cara a la ronda de semifinales, enviará a los más experimentados: Marco Antonio Rodríguez, Mauricio Morales, Roberto García, Armando Archundia y Paul Delgadillo.
A pesar de la protesta que ayer presentó la directiva del club Toluca, Padilla explicó: "hay un momento en que uno se tiene que arriesgar y meter a un joven, si no ¿cuándo?... que no se le da en ese momento, bueno, no por eso lo vamos a sacrificar, ¡al contrario!, vamos a insistir para que su trabajo sea el idóneo".

Padilla agregó: "son muy bajos los niveles de prepotencia que se están cumpliendo ahorita".

Marco Rodríguez solamente estará en el juego de ida, porque el fin de semana viajará a Japón para participar en el Mundial de Clubes, pero de entre los restantes saldrán los árbitros para la final.

Los errores de los nazarenos fueron calificados únicamente de "fallas humanas", y categóricamente descartaron cuestiones de "honorabilidad u honestidad", a pesar de que Delgadillo expulsó en forma rigorista a Gonzalo Pineda, todo indica que por un pleito añejo, mientras Armando Archundia saltó a la cancha con sobrepeso. "¡Es todo un atleta, uno de los mejores!", lo defendió Padilla.

En rueda de prensa realizada en el edificio de la Federación Mexicana de Futbol, el titular de los silbantes reveló que buscan patrocinadores, fondos para redondear varios proyectos en pro de la capacitación.

Informó que está próximo a estrenarse un gimnasio e invitó a presenciar las sesiones de trabajo físico de los hombres de negro.

Pese a todos estos planes, Padilla, ex directivo de Pumas y quien también dirigió la comisión disciplinaria, dijo estar cerca de sus representados, a pesar de que ya una vez intentaron destituirlo y sólo se mantuvo en el cargo por el apoyo de Justino Compeán.

Admitió que está en el cargo más difícil e ingrato, "en el momento en que me digan que ya no quepo aquí, me voy", advirtió.

Tras la reunión con los equipos semifinalistas, Mario Trejo, representante de Pumas, comentó que fue unánime la exigencia de silbantes con gafete de FIFA, es decir, los más calificados. "Preocupa que se den errores en liguilla, es algo que debe afinar la comisión de árbitros y los mismos silbantes. Quedó claro que no es momento de poner a novatos, es hora de colocar a lo mejor que tengamos: árbitros con experiencia".

En la cita, de acuerdo con los intereses de Televisa y TvAzteca, se definieron los horarios: el miércoles 27, a las 21 horas, se verificará el partido Guadalajara-Atlante; el jueves 28, a esa misma hora, será el Pumas-Santos Laguna; el sábado primero de diciembre, a las 21 horas, Atlante-Chivas, y el domingo 2 de diciembre, a las 17 horas, se jugará el Santos-Pumas.