Notimex
"La magnitud de las transferencias se desconoce", dijo Cornyn, aunque estimó que, tan sólo en lo que se refiere al tráfico de indocumentados, las cantidades suman cientos de millones de dólares.
Dallas, EU.- Autoridades estadunidenses buscan la forma de impedir que traficantes de drogas y de indocumentados usen los servicios de las compañías de transferencia de dinero para mover sus utilidades ilícitas, informaron hoy fuentes legislativas.

El senador republicano por Texas, John Cornyn, indicó que distintas corporaciones federales estudian la forma de atajar los vacíos legales que aprovechan los traficantes para hacer uso de estos servicios.

Cornyn se reunió la víspera con agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) en McAllen, Texas, para obtener información de primera mano que le ayude a diseñar una legislación que frene las transferencias de dinero de los traficantes.

Por años, las autoridades estadunidenses han documentado la forma en que los traficantes utilizan compañías como Western Union, MoneyGram y otras que realizan transferencias de dinero.

Las compañías poseen extensas redes para el envío de dinero, ya sea para realizar un pago o para transferir las remesas de dinero de los inmigrantes en Estados Unidos a sus familiares en México u otros países.

De acuerdo con las autoridades, las familias de inmigrantes indocumentados recurren con frecuencia a los servicios de estas compañías para pagar mediante transferencias a los traficantes que los han traído a Estados Unidos. También los traficantes de droga hacen uso de estos servicios para el envío del dinero que recaudan por la venta de droga en este país.

"La magnitud de las transferencias se desconoce", dijo Cornyn, aunque estimó que, tan sólo en lo que se refiere al tráfico de indocumentados, las cantidades suman cientos de millones de dólares.

El director de investigaciones de ICE en San Antonio, Jerry Robinette, afirmó que las compañías de transferencia de dinero son las preferidas por los traficantes de personas. "Es una industria con la que hemos estado trabajando muy de cerca, para encontrar sus vulnerabilidades", refirió Robinette.