Notimex
Campeche.- El gobernador Jorge Carlos Hurtado Valdez confió en una solución política y cordial en el diferendo que mantiene con el estado de Quintana Roo, respecto a cinco mil hectáreas de territorio de la franja limítrofe entre ambos estados.
En este sentido, aseguró que su gobierno acatará la resolución que al respecto emita el Senado de la República, y sólo en caso de falta de un acuerdo se recurriría de nuevo a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), aunque espera que ello no ocurra.

El mandatario campechano descartó entrar en confrontación con Quintana Roo, y aseguró que se mantiene una relación cordial con su homólogo, Félix González Canto, "porque somos dos pueblos hermanos, y el asunto está en el Senado".

Lo importante, señaló, es que se tiene la firme convicción de llegar a arreglos y el compromiso de acatar el fallo judicial correspondiente, y sobre todo, seguir trabajando de manera coordinada por los habitantes asentados en esa franja en litigio.

"Esperamos que con la buena voluntad entre los dos gobiernos, y en aras de la hermandad ,se pueda resolver todo por la vía del diálogo", indicó.

El titular del Ejecutivo de Campeche añadió que como gobierno, lo primero que tienen que hacer es tener la firme convicción de llegar al arreglo; lo segundo, que se tiene el compromiso de acatar el fallo, y tercero, trabajar de manera coordinada por los habitantes de la franja en litigio.

Prueba de ello, agregó, es que en la construcción de la autopista Quintana Roo-Campeche, el gobierno de esa entidad tuvo la posibilidad de conseguir el recurso y Campeche aportó la adquisición de las tierras ejidales.

Lo mismo ocurre con las inversiones en agua potable, de energía eléctrica, caminos, educación y salud. "Lo hacemos los dos estados para que la ciudadanía no resulte afectada por una situación de carácter político", concluyó.