Excélsior
De acuerdo con una indagatoria, una joven lo acusa de abuso sexual
GUADALAJARA.- El Gobierno de Jalisco se encuentra inmerso en un nuevo escándalo. El procurador estatal, Tomás Coronado Olmos, fue acusado de acoso y abuso sexual en contra de una menor de edad.

De acuerdo con la averiguación previa 010935/2007/039-P24, la niña de 16 años denunció que fue privada de la libertad para que cambiara la versión de la presunta violación y eliminara de su declaración al actual procurador de Justicia de Jalisco.

En el documento se afirma que la presunta víctima participaba en fiestas y juegos sexuales en donde intervenía Martín Aguirre, ex funcionario de la Procuraduría del Estado, quien presuntamente la violó.

La menor también afirmó que en 2005 asistió a una fiesta en una granja, en la que estuvieron Aguirre y Coronado Olmos, quien habría tenido relaciones sexuales con otra adolescente.

El procurador consideró que se trató de un ataque a su persona orquestado por Víctor Landeros Arvizu, ex subprocurador C.

Coronado Olmos explicó que la mención que se hace en la denuncia es porque algunos servidores públicos de la institución que tomaron esa declaración, habrían sido obligados para que lo involucraran, incluso también se habría presionado a la víctima de una violación, para que firmara sin leer lo que quedó asentado en la averiguación previa.

Sin embargo, al ser cuestionado de qué había pasado con la averiguación previa, dijo que se consignó a un juzgado penal, pero no supo precisar en cuál de ellos, hasta que fue auxiliado por sus colaboradores, quienes le dijeron que estaba en el juzgado quinto, pero no mostró el documento que respaldara su dicho.

El procurador tampoco explicó si Martín Aguirre Aguirre, ex funcionario de la Procuraduría, y acusado por violación, permanecía detenido o si existe una orden de aprehensión en contra de él y, en caso de haberla, por qué no se cumplimentó.

La denuncia penal existente en la Procuraduría de Justicia de Jalisco involucra tanto al procurador estatal como al jefe de Alumbrado Público de Guadalajara, Martín Aguirre.


Postura oficial Recibe el apoyo del Gobernador

El Gobernador de Jalisco, Emilio González, descartó que se le vaya a solicitar licencia al procurador Coronado Olmos, en tanto no se concluyan las investigaciones del caso en el que se le involucra.

"No lo creo necesario, porque si no, vamos a entrar en la moda de poner denuncias para que todo mundo pida licencia, yo creo que si hay fondo en su momento se hará", dijo.

El diputado titular de la Comisión de Justicia del Congreso local, Juan Carlos Márquez, sugirió al Gobernador que lo retire temporalmente del cargo.

Sin embargo, el Mandatario pidió un voto de confianza.

"Yo creo que en este caso, y todos los casos que tengan que ver con funcionarios del gabinete, debemos tener confianza y credibilidad en su desempeño, ypara eso debemos tenerlo en su persona.

"En su momento se dará a conocer la información completa para que tengamos los elementos, y yo pueda tomar la decisión, todos debemos de tener confianza", aseveró.

La denuncia penal existente involucra además al jefe de Alumbrado Público de Guadalajara, Martín Aguirre.