Chicago, EU.- La eterna discusión de aficionados y expertos para escoger al mejor jugador de un mundial de fútbol quedaría zanjada científicamente este año con la aplicación de un modelo informático de la Universidad Northwestern de Illinois para cuantificar el rendimiento de los futbolistas.
Antes del comienzo de la Copa Mundial de Sudáfrica las expectativas estaban centradas en la actuación del argentino Lionel Messi y el portugués Cristiano Ronaldo, ambas estrellas y rivales en el Barcelona y Real Madrid del fútbol español.

Por países, además de los siempre favoritos Brasil y Argentina, en las apuestas como posibles ganadores se incluían al actual campeón mundial, Italia, el actual campeón europeo, España, además de otras selecciones como Inglaterra o Alemania.

Tras dos primeras rondas, los algoritmos del programa elaborado por los profesores Luis Amaral (portugués) y Jordi Duch (español) situaron a ocho brasileños entre los diez mejores del mundial con una puntuación "muy buena".

Messi ocupaba el quinto lugar, detrás de los brasileños Michel Bastos, Maicon, Felipe Melo y Robinho.

Después del argentino estaba el holandés Wesley Sneijder, seguido por los también brasileños Gilberto Silva, Elano, Kaká y Juan.

Bien lejos de los primeros puestos se ubicaba el portugués Ronaldo, pero sin tener en cuenta los resultados de hoy y, en concreto, la abultada victoria de Portugal frente a Corea del Norte (7-0).

En una primer recuento, los jugadores brasileños van con ventaja "con un criterio completamente objetivo", dijo Amaral en una entrevista telefónica con Efe desde el campus de la Universidad Northwestern ubicado en Evanston, al norte de Chicago.

Amaral, de 42 años, es doctor en física, profesor de química e ingeniería biológica, y, a pesar de sus 18 años de estancia en Estados Unidos, no ha olvidado su pasión por el fútbol.

En la creación del modelo informático fue acompañado por Jordi Duch, profesor adjunto de matemáticas aplicadas y de informática en Northwestern y en la Universidad pública catalana Rovira I Virgii.

"A todos nos gusta el fútbol, siempre debatimos quién es el mejor y resolvimos utilizar la ciencia para tratar de explicar las razones por las cuales un jugador es mejor que otro", dijo Amaral.

"Como todo aficionado también nos preguntamos si los salarios astronómicos representan verdaderamente la contribución que hacen las individuos al equipo", agregó.

El trabajo comenzó como una investigación para ser publicada en una revista académica con estadísticas de los partidos disputados en la Eurocopa 2008 y con un método de análisis tomado de investigaciones realizadas sobre redes sociales.

"Se puede definir una red en la que los elementos son jugadores de fútbol con vínculos entre ellos, los pases que hacen para marcar goles, los tiros a puerta y la trayectoria del balón", dijo Amaral.

"Un jugador puede ser el mejor no solo por los goles que haga, sino además por la posesión del balón y asistencias para que anoten sus compañeros", agregó.

El profesor, especialista en sistemas complejos que se aplican para vigilar los precios de las acciones en la bolsa de valores, sostiene que el rendimiento de los jugadores también se puede analizar de esta forma.

Inclusive el modelo podría utilizarse para dirimir el gran debate sobre quién ha sido el mejor futbolista de todos los tiempos: Pelé o Maradona.

"Si uno le pide a la gente que compare actuaciones de hoy con lo ocurrido hace 10 años, siempre va a predominar el romanticismo", dijo Amaral.

"Con nuestro modelo no habría prejuicios o favoritismos, sería una comparación totalmente científica", añadió.

La aplicación del modelo científico para evaluar a las estrellas del mundial es actualizada diariamente y puede verse en la página de Amaral en internet, http://amaral.northwestern.edu.