Notimex
Moscú.- El presidente ruso Vladimir Putin prometió hoy una 'renovación total del poder' en los próximos meses tras las elecciones legislativas del 2 de diciembre y acusó a sus adversarios políticos de recibir financiación extranjera para debilitar al país.
'En los próximos meses tendremos una renovación total del poder supremo del Estado', dijo Putin ante miles de partidarios congregados en el estadio Luzhniki de la capital rusa, de cara a los comicios del próximo mes y las presidenciales de marzo de 2008.

Indicó que para que esa renovación ocurra de manera correcta y eficaz y para que los futuros Parlamento y presidente puedan cooperar por el bien de todos los ciudadanos, es necesario que su Partido Rusia Unida obtenga la victoria.

'Si hay una victoria en diciembre, habrá una en marzo de 2008', precisó el jefe del Kremlin, quien llamó a los rusos a votar por la continuación de su política, según la agencia rusa de noticias Itar-Tass.

Acusó a Occidente de intervenir en los asuntos políticos de Rusia y denunció que sus oponentes políticos cuentan con el 'apoyo de fondos y gobiernos extranjeros' cuyo objetivo es debilitar a Rusia.

'Quienes nos confrontan necesitan un Estado débil y enfermo. Quieren tener una sociedad dividida para cumplir sus propósitos ocultos', declaró Putin en su discurso.

'Lamentablemente, hay en el país quienes cuentan con el apoyo de fondos y gobiernos extranjeros, y no de su propio pueblo', insistió.

Sin mencionar a las naciones o partidos que estarían involucrados en sus aseveraciones, fustigó a los opositores liberales y comunistas al evocar la incertidumbre económica que prevaleció en Rusia después de la desaparición de la Unión Soviética en 1991.

'Si los opositores llegan al poder, volverán a engañar a todos porque quieren volver a establecer un régimen oligárquico, basado en la corrupción y la mentira', concluyó el presidente, quien se presentará como candidato para los comicios legislativos.

Putin confía en que su partido que encabeza ganará las elecciones del 2 de diciembre, despejándole el camino para su permanencia en el poder aunque no en el cargo, pues no puede presentarse por tercera vez en las presidenciales de 2008.