REDACCION/ MILELIO
La compra de espacios publicitarios en medios electrónicos ya no puede ser vista como una fórmula cuantitativa que sólo tenga en cuenta volúmenes e indicadores demográficos, ya que las audiencias son cada vez más sofisticadas y están expuestas a una mayor cantidad de pantallas; expresó Emilio Azcárraga Jean, presidente del Grupo Televisa.
México, D. F. .- Azcárraga Jean dijo que hoy en día las mediciones de audiencia tienen que tomar más en cuenta factores psicográficos que definan mejor los gustos y afinidades del auditorio.

El empresario agregó que "por comodidad y por eficiencia, estamos acostumbrado a pensar en la publicidad como un negocio de volúmenes. Sin embargo, cada día las audiencias son muchos más exigentes, por eso buscan un diálogo con ellas".

Así mismo, José Alberto Terán, presidente de la Asociación Mexicana de Agencias de Publicidad, aseveró que al abandonar el concepto del costo por rating es una segunda revolución creativa, pues los publicistas "no estamos para llenar espacios, estamos para hacer ideas".

Señaló que "debemos hablar más de audiencia y no tanto de consumidor, tenemos que entender cómo esta audiencia se relaciona con los medios hoy en día, pues antes tenía una o dos pantallas enfrente, hoy tiene cinco o seis pantallas y los hábitos son totalmente distintos".

A su vez, Alejandro Quintero, vicepresidente de comercialización de Televisa, reiteró que "no se pueden comprar kilos de audiencia", pues además a la televisión abierta "se le juzga muy injustamente porque es lo único que realmente se puede medir cuantitativamente, porque el rating lo miden minuto a minuto".

Con Información de Milenio