Notimex
Mérida, Yucatan.- El procurador general de Justicia de Yucatán, José Guzmán Pacheco, rechazó hoy que el crimen organizado opere en la entidad y calificó la aprehensión de presuntos sicarios, tras asesinar a un distribuidor de drogas, como un hecho poco común.
En entrevista, el funcionario estatal expresó que hechos de sangre, donde se utilicen armas de fuego, son poco comunes para la población yucateca, dado que la entidad es considerada como una de las más tranquilas del país.

Reiteró: 'Los yucatecos nos asustamos cuando vemos violencia en la que hay muertos y heridos en balacera; eso es cosa de todos los días en varias partes del país y no estamos ajenos a ello, pero eso lo debemos entender porque la población aumenta y con ello los problemas sociales se multiplican'.

'Lo que debemos entender -subrayó- es que seguimos siendo el estado con mayor tranquilidad y bajo índice delictivo en el país, pero debemos acostumbrarnos a saber de este tipo de violencia que no aceptamos y vamos combatiendo'.

Respecto al secuestro, tortura y asesinato la víspera del presunto distribuidor de drogas, Carlos Evia Morales, por sicarios que fueron detenidos en un domicilio que presuntamente operaba como casa de seguridad, dijo que continúan realizándose las averiguaciones previas para deslindar responsabilidades.

Guzmán Pacheco confirmó que se investiga un posible vínculo entre la agresión que sufrió una mujer que fue baleada en una tienda de refrescos de autoservicio y el homicidio de Evia Morales.