Dengue<br>Foto: El Universal
El Universal
Autoridades locales afirmaron que durante todo el año se previnieron de un posible foco de epidemia, por lo que las consecuencias no son tan graves como en otras entidades
El gobierno de Quintana Roo incrementó la vigilancia epidemiológica en el norte del estado por un ligero repunte de dengue detectado en Cancún y Lázaro Cárdenas. Afirman que el haber mantenido durante todo el año las acciones preventivas les permitió tener este año bajo control esta enfermedad viral, y no enfrentar brotes como ocurre en otras regiones del Sureste Mexicano.

El fin de semana se reunieron los secretarios de salud de la zona sur y sureste del país en el estado de Yucatán y ahí manifestaron mayor preocupación por la amenaza que representa el dengue que el nuevo rebrote de influenza A H1N1, sobre todo por las inundaciones registradas en Veracruz y Tabasco.

Saúl Badillo Perry, jefe de los servicio de salud en el estado dijo que efectivamente el estado registra un ligero repunte de casos de dengue, por lo que decidieron reforzar las acciones de prevención y control en el destino turístico de Cancún que se ubica a la cabeza con 115 de los 388 casos acumulados este 2009. Así como en el municipio de Lázaro Cárdenas donde han contabilizado 80 y Chetumal con 99.

"Las estadísticas han ido aumentando ligeramente, en el último mes y medio se han incrementado unos 150 casos, pero estamos trabajando en la nebulización y abatización para mantener bajo control el mosco Aedes Aegypti, transmisor de la enfermedad", afirmó.

Dijo que también se le ha pedido a la comunidad a participar más activamente en la eliminación de basura y cacharros para evitar la proliferación del mosco sobre todo después de la precipitación pluvial que dejo el huracán Ida.

A diferencia de otras entidades que inician las acciones intensivas en junio o julio cuando empieza la temporada de lluvia, en Quintana Roo desde enero se está trabajando con la misma intensidad, por eso lo calificamos como un éxito porque tenemos la enfermedad bajo control con 388 casos a la fecha, cuando en el 2008 en el mismo período iban 426 casos, aseveró.

El manejo y control del dengue y paludismo le representa al estado un presupuesto de 29 millones de pesos, entre recursos federales y propios, agregó.

Otra de las acciones que la secretaría de salud ha realizado es la búsqueda intensiva de casos de dengue por lo que ha analizado 3 mil 554 muestras de sangre, contra mil 985 del año pasado a la misma fecha, explicó.

"Esto nos da la oportunidad de ir detectando las comunidades donde está circulando el virus del dengue e instrumentar la vigilancia epidemiológica", señaló.

Estimó que en promedio cuentan con vigilancia epidemiológica en el 70% de las comunidades de Quintana Roo.

De los 388 casos acumulados a la semana epidemiológica número 43, únicamente 12 corresponden a hemorrágicos: 8 en Cancún, 2 en Lázaro Cárdenas, uno en Felipe Carrillo Puerto y uno en José María Morelos; el resto son del tipo clásico.

Badillo Perry dijo que siguen trabajando con el ministerio de salud de Belice en la vigilancia de la frontera sur, para evitar el brote de enfermedades como el dengue y la influenza humana A H1N1.