Miguel Nicolás, director del hospital, definió a Sandro como un paciente "extremadamente colaborador y optimista", y consideró apresurado pensar en trasladar al artista de la terapia intensiva a una habitación común.
Buenos Aires, Argentina.- El popular cantautor argentino Sandro, quien el pasado viernes fue sometido a un trasplante coronario y pulmonar, evoluciona "normalmente" y respira por sus propios medios, aseguraron hoy los médicos que le atienden.

Sergio Perrone, integrante del equipo médico que asiste al artista en un hospital de la ciudad de Mendoza, 1.000 kilómetros al oeste de Buenos Aires, remarcó el buen humor de Sandro y contó que incluso "pidió un peine" antes de que se le quitara el respirador artificial.

No obstante, indicó que el cantante aún no puede hablar por "las dificultades que causa tener un tubo en la garganta durante cuatro días", pero insistió en que su estado de ánimo es "excelente".

Miguel Nicolás, director del hospital, definió a Sandro como un paciente "extremadamente colaborador y optimista", y consideró apresurado pensar en trasladar al artista de la terapia intensiva a una habitación común.

"Estos casos requieren entre siete y diez días de terapia intensiva y estar muy encima de los pacientes. Estamos transitando un largo proceso porque los trasplantados tardan en recuperarse", indicó.

Sandro, de 64 años, fue operado el viernes pasado en el Hospital Italiano de Mendoza, donde decenas de admiradoras argentinas y chilenas celebran la recuperación del artista.

El cantautor sufría una enfermedad respiratoria crónica a causa de su adicción al tabaco, por lo que llevaba seis meses en un sanatorio de Buenos Aires, de donde se lo trasladó el pasado viernes a Mendoza para ser operado.

El autor de temas como "Mi amigo el Puma" o "Rosa, rosa" incluso realizó conciertos ayudado por un respirador, hasta que su enfermedad no le permitió salir más a los escenarios.