Antonio Ruiz / Vanguardia
Saltillo, Coah.- Con todo y ganado menor y caballar, los campesinos del ejido Aguanueva iniciaron ayer un plantón de protesta frente a la delegación de la Reforma Agraria, porque los desalojaron de un predio de 452 hectáreas, del que estaban posesionados desde hace 17 años.
Los ejidatarios encabezados por Gabriel Parra Pérez llegaron desde el mediodía de ayer, con unos ocho borregos y cabras, a los que metieron a las oficinas.

Origen

Parra Pérez recordó que desde hace 17 años, por disposiciones de las autoridades agrarias y el Gobierno del Estado, las 48 familias campesinas se posesionaron de las 452 hectáreas del ejido Aguanueva.

Durante ese tiempo los ejidatarios se dedicaron a la producción de ganado menor y mayor, para lo cual construyeron una bodega y cercaron el predio.

Los campesinos producían carne para el autoconsumo y comercialización, para el sostenimiento de las familias, expresó.

Recordó que posteriormente los hermanos Arnoldo y Antonio Rumayor promovieron ante las autoridades agrarias y judiciales juicios para reclamar las 452 hectáreas, porque consideraban que aún eran los propietarios de las mismas.

Desalojo

Pero anteayer las autoridades judiciales dictaminaron a favor de los Rumayor y con el apoyo de las fuerzas públicas desalojaron el ganado y derribaron una bodega para posesionarse del predio injustificadamente, afirmó.

Ante esta situación, campesinos encabezados por Gabriel Parra Pérez iniciaron ayer al mediodía un plantón de protesta para demandar a la delegación de la SRA intervenga para que los hermanos Arnoldo y Antonio Rumayor les regresen el predio.

Exhorto

Por su parte, la delegada e la SRA, Angélica Barajas Cárdenas, convocó a los campesinos a deponer de su actitud y retirar el ganado de la dependencia federal.


Asimismo invitó a las autoridades estatales e interesados en el predio en disputa a dialogar y a través del mismo buscar una solución al problema agrario.